Han pasado ya dos años desde que comencé a impartir esta asignatura consciente de todo lo que puede aportar al estudiante, más allá de si esta interesado en la improvisación, la interpretación o sencillamente en hacer canciones.

El resultado ha sido maravilloso. De alguna forma componer nos obliga a escuchar y sentir la música desde otro lado, no detrás o desde el propio instrumento. Componer nos obliga a pensar en música, en su forma, en la armonía y la melodía que ya damos por hecha y que no cuestionamos cuando tocamos temas de otros autores. Razón por la que nos exige “ponernos las pilas” con la Armonía, el Lenguaje Musical, el Análisis, etc. Por cierto, para estas clases no se requieren conocimientos previos, están destinadas a alumnos de prácticamente todos los niveles.

Podría incluso decir que el compromiso del músico es otro, no digo mayor, sino diferente del que adquiere cualquier músico o improvisador al abordar una pieza. De alguna forma, Componer nos sitúa frente a la partitura como el oyente que debe decidir que va a ocurrir.

Otra cosa sería hablar del desarrollo creativo e imaginativo de este proceso. Componer nos invita a discurrir, reflexionar, considerar, calcular, inventar, idear, imaginar… tendríamos para rato.
Lo curioso es que me he dado cuenta de muchos de estos detalles, quizá intrascendentes, no por lo que yo he compuesto, sino por la que han parido mis alumnos en este tiempo. En el video adjunto tenéis un ejemplo de ello con estos fenómenos que son Saúl Crespo (violín), Guti Cernuda (guitarra), Javier Martínez (piano y composición) y Tony Cruz (contrabajo).

Durante este curso continuarán las Clases de Composición en la Escuela de Jazz y Música Moderna, a mí me fascinan y creo que a mis alumnos también!.

Marco Martínez © 2015

© foto Inclán Fotos

 

Entrada Anterior

Inicio del Curso en la Escuela de Jazz y Música Moderna de Oviedo

Entrada Siguiente

V RURAL JAZZ WORKSHOP: VOCALS ONLY

Marco Martínez

Marco Martínez

Guitarrista, compositor y aprendiz de este arte u oficio.
Titulado Superior de Jazz por el Centro Superior de Música del País Vasco-Musikene, Marco Martínez es profesor de la Escuela de Música Moderna y Jazz de Oviedo y director pedagógico del Seminario de Improvisación de Siero.

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *